El valor del bolívar recuperará el terreno perdido frente al dólar
Con la reconversión monetaria ya no hablaremos de millardos y billones
Texto: Eucaris Perdomo
 

Es un compromiso para recuperar el poder adquisitivo del venezolano. La reconversión es el mecanismo a partir del cual se le restarán tres ceros al bolívar. La medida comenzará oficialmente desde el 1º de enero de 2008. De esta manera, 1.000 bolívares actuales equivaldrán a un bolívar fuerte (Bs.F.).

A partir del 1º de enero de 2008 se reexpresa la unidad del sistema monetario al eliminar definitivamente los tres ceros a la moneda.

Caracas

El Presidente de la República de Venezuela ha adoptado este año un conjunto de medidas tendientes a combatir el alto costo de la vida, entre ellas está la promulgación de la Ley de Defensa Popular y contra el Acaparamiento, la disminución progresiva de cinco puntos porcentuales del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y la sanción del decreto con rango y fuerza de Ley de Reconversión Monetaria.

Esta última decisión ya había comenzado a soñar desde enero del año pasado, cuando se habló por primera vez de la reforma monetaria, y para finales del 2006, el directorio del BCV le dio el visto bueno al estudio. Así que el propio Jefe del Estado, Hugo Chávez, hizo el anuncio de la Reconversión el pasado 15 de febrero y el 6 de marzo firmó el decreto que ya es ley de la República.

PANORAMA ofrece hoy información acerca de esta medida que permitirá, a mediano plazo, recuperar el valor adquisitivo de nuestra moneda oficial: el Bolívar. Toda ella proviene del Decreto Ley que circuló en Gaceta Oficial del 7 de marzo de este año.

1 —¿Qué es la reconversión monetaria?

—Es el mecanismo a partir del cual se le restarán tres ceros al bolívar, para que a partir del 1º de enero de 2008, todas las cantidades de dinero pasen a ser expresadas en una nueva y menor escala monetaria.

Para el BCV la reconversión es más que un simple proceso de resta de ceros y de emisión de nuevos billetes y monedas. Para el instituto emisor implica que los precios de los bienes, servicios, sueldos, salarios, ahorros, préstamos y deudas, se expresarán en una moneda fuerte.

2. —¿Están dadas las condiciones para aplicar la reconversión?

—Según el Presidente de la República, el gabinete económico, el BCV y la Asamblea Nacional, sí. Todos coinciden en señalar que la economía venezolana ha alcanzado una fortaleza tan grande que podrá sostener una medida de esta naturaleza.

3. —¿Para qué será puesta en práctica?

—Para cumplir la meta inflacionaria de un dígito al cierre de 2008, pero además para fortalecer la moneda y reafirmar el objetivo de estabilidad de la economía, y para recuperar el poder adquisitivo del venezolano y el terreno perdido por el bolívar frente a la divisa norteamericana.

4. —¿Cuándo será instrumentada?

—A partir del 1º de enero de 2008 se reexpresa la unidad del sistema monetario al eliminar definitivamente los tres ceros a la moneda. Sin embargo, desde del 1º de octubre de este año, el Banco Central de Venezuela dará inicio a una etapa de transición —de al menos seis meses—, en la cual coexistirán las actuales unidades monetarias y la nueva familia que se emitirá

5. —¿Cómo se denominará la nueva moneda?

—El bolívar resultante de la reconversión será conocido como “Bolívar Fuerte” y será expresado con el símbolo Bs.F en las transacciones comerciales y financieras. Esa denominación se mantendrá durante la etapa de transición.

6. —¿Cuál será la denominación de los nuevos billetes?

—El BCV no ha ofrecido información al respecto.

7. —¿En qué consiste el redondeo?

—Siempre y cuando no exista el sencillo requerido, se aplicará el redondeo para evitar aumentos desmedidos de los precios. Toda fracción resultante de la reexpresión de la unidad que sea inferior a 0,5 céntimos, será igual al céntimo inmediatamente inferior y toda fracción resultante de la reexpresión de la unidad que sea superior a 0,5 céntimos, será igual al céntimos superior. Por ejemplo, 17.490 bolívares, serán 17 bolívares, mientras que 17.650 bolívares, serán 18 bolívares.

8. —¿Cómo funcionará la reconversión?

—A partir de su puesta en práctica, las obligaciones en moneda nacional deberán contraerse en el bolívar reexpresado, en sus múltiplos y submúltiplos. Las obligaciones de pago en moneda nacional se solventarán mediante la entrega, por su valor nominal, de los signos monetarios que representen a la unidad reexpresada. Los precios, sueldos y salarios y demás prestaciones de carácter social, así como los tributos y demás sumas en moneda nacional contenidas en estados financieros u otros documentos contables o en títulos de crédito y cualquier otra operación o referencia expresada en moneda nacional, deberán expresarse conforme al bolívar reexpresado.

Los cheques y demás títulos de crédito emitidos hasta el 31 de diciembre de 2007 y presentados al cobro a partir del 1º de enero de 2008, serán pagados por los bancos y otras instituciones financieras de acuerdo con la equivalencia establecida en la ley.

Las expresiones en moneda nacional contenidas en leyes, reglamentos, decretos, resoluciones, providencias, circulares, instrumentos o actos administrativos de efectos generales o particulares, así como en decisiones judiciales, instrumentos negociables u otros documentos que produzcan efectos legales, deberán convertidos.

Asimismo, el papel sellado, los timbres fiscales, estampillas, sellos postales y cualquier otra especie valorada en bolívares actuales, deberán ser utilizados hasta agotarse la existencia, entendiéndose su valor a partir del 1º de enero de 2008 conforme a lo que establece la ley.

Los estados financieros correspondientes a ejercicios concluidos antes del 1º de enero de 2008, cuya aprobación se efectúe con posteridad a esta fecha, deberán ser expresados en la nueva unidad monetaria.

9. —¿Al restarle ceros al bolívar ya no hablaremos de millardos y billones?

—Exacto. Esta reconversión permitirá una mayor eficiencia en el sistema de pagos porque se manejarán cifras más pequeñas. Esto facilitará las operaciones comerciales y el cálculo de todas las transacciones económicas. De hecho, se reducirá la tenencia per cápita de papel moneda.

Las reservas internacionales de Venezuela, a febrero de este año, cerraron en 35 mil millones de dólares, y con la reconversión monetaria se traducirá a 35 millones de dólares.

10. —¿Si se le reducen tres ceros a mi salario, eso se expresara en los costos de los alimentos, bienes y servicios?

—Sí, porque hay un principio de igualdad de valor, es decir, que los precios bajarán en la misma magnitud. La reconversión monetaria es neutra porque no producirá alteración del valor de los bienes, servicios, créditos y deudas, cualquiera sea su naturaleza.

Por ejemplo, si su sueldo es de 524.000 bolívares hoy, a partir de enero de 2008 será 524 bolívares, pero si un refresco cuesta hoy 1.800 bolívares, con la reconversión costará 1,8 bolívares.

11. —¿Quién pondrá en práctica la reconversión monetaria?

—La ley que la rige, facultó al Banco Central de Venezuela para que regule mediante resoluciones, todo lo relacionado con la ejecución de la reconversión monetaria. También tendrá que efectuar todas las actividades conducentes a la debida sustitución de las especies monetarias hasta la puesta en circulación de los nuevos billetes y monedas.

12. —¿Dónde se consigue más información?

—El BCV y el Ejecutivo nacional tienen la responsabilidad de definir la campaña integral de comunicación, para dar a conocer los detalles de la reconversión monetaria. A través de ella, los venezolanos aprenderán a conocer y manejar la nueva familia de monedas y billetes y el redondeo de precios. Para ello se le ofrecerán ejemplos sencillos.

La Asamblea Nacional se sumará a esta jornada a través del parlamentarismo social de calle y el BCV y el Ministerio de Finanzas giraron instrucciones para adelantar un programa de formación en las escuelas de Economía de las universidades nacionales, a fin de preparar a por lo menos 500 facilitadores que tendrán la tarea de multiplicar la información.

También se sensibilizará sobre la importancia y utilidad de la medida de reconversión y se advertirán los mecanismos, lapsos y detalles operativos del proceso, enfatizando en las características de las nuevas especies monetarias.

13. —¿Tendrán que pagar alguna comisión por esta conversión?

—No. La Ley de Reconversión Monetaria garantiza la gratuidad de la conversión del bolívar para los consumidores y usuarios. Nadie puede cobra gastos, comisiones, honorarios, precios o conceptos análogos por su aplicación.

14. —¿A quién se debe acudir en caso de que se incumpla la ley?

—La propia ley establece que la Defensoría del Pueblo, el Indecu, la Superintendencia de Bancos, el Seniat, la Superintendencia de Seguros y la Comisión Nacional de Valores, velarán por el cumplimiento de la ley y podrán actuar en sus áreas de competencia.

15. —¿Existen sanciones para quienes se nieguen a hacer la reconversión?

—Sí. El artículo 9 de la ley, establece una disposición especial y refiere que quienes se nieguen a efectuar la conversión establecida en el artículo 1, o incumplan alguna de las obligaciones, “serán sancionados con multa de 10 a 10 mil unidades tributarias”. La multa será impuesta y liquidada por el Indecu, de conformidad a lo establecido en la Ley de Protección al Consumidor y el Usuario. Al Indecu le corresponde recibir y tramitar todas las denuncias y reclamos que se susciten en virtud de incumplimiento de algunos de los preceptos contenidos.

16. —¿Y si alguien se niega a recibir las nuevas monedas?

—También será sancionado de conformidad con la disposición transitoria 12 de la ley. La multa será equivalente al cuádruple de la cantidad cuya aceptación se haya rehusado y en este caso la impone y liquida el Banco Central.

17. —¿ Se podrán utilizar las monedas de baja denominación que circularon hasta la década de los 80?

—No. El director del BCV, Armando León, informó que las lochas (12 céntimos y medio), las puyas (5 céntimos), los medios (0,25 bolívares), los reales (0,50 bolívares), el bolívar, los dos bolívares y el fuerte (5 bolívares) que circularon en alguna oportunidad en el país, no tienen ningún valor. Su único valor es numismático, es decir, de colección, toda vez que esas unidades fueron desmonetizadas en su oportunidad.

18. —¿Qué pasará con las monedas y billetes actuales?

—La ley establece, en su primera disposición transitoria, que los billetes y monedas metálicas actuales, podrán circular con posterioridad al 1º de enero de 2008 y mantendrán su poder liberatorio hasta tanto sean desmonetizadas. Mientras esto ocurre, el BCV incluirá dentro de las características y diseño de los billetes y monedas representativos del bolívar reexpresado, indicaciones que los distingas de las especies monetarias en circulación.

19. —¿Cuánto le costará a la república emitir una nueva familia de monedas y billetes?

—El BCV aún no ha establecido los costos, pero de acuerdo con el proyecto de presupuesto que se aprobó para esa institución durante el 2007, existe una partida de 80,8 millardos de bolívares para acuñar nuevas monedas e imprimir billetes. Una vez aprobada la reconversión, el instituto emisor tendrá que hacer una modificación de la denominación de la nueva familia y por tanto, tendrá que estudiar el costo.

20. —¿Qué pasará con la unidad tributaria?

—A partir del 1º de enero de 2008 y hasta tanto el Seniat fije el nuevo valor de la Unidad Tributaria, éste será el mismo que resulte de aplicar la reconversión a la UT vigente.

21. —¿Se debe acudir al banco para pedir la reconversión de mi dinero depositado?

—No. La Ley establece que los bancos y demás instituciones financieras deberán ajustar sus sistemas y gestionar lo conducente para que el 1º de enero de 2008, estén convertidos en su totalidad los saldos de las cuentas de sus clientes, bien sea por operaciones activas, pasivas u otras.

22. ¿El bolívar será devaluado con respecto al dólar?

—No. Ni el poder Ejecutivo ni el BCV tienen previsto devaluar la moneda a corto, mediano o largo plazo. La reconversión permitirá fortalecer el bolívar y recuperar la capacidad adquisitiva del venezolano. Hoy, un dólar vale 2.150 bolívares, pero a partir de enero de 2008, 1 dólar valdrá 2,15 bolívares.

23. —¿Será eliminado el control de cambio?

—El ministro de Finanzas, Rodrigo Cabezas, aseguró que no. El control y la administración de divisas se mantendrá por parte de Cadivi, pues esta medida permitió frenar la fuga de capitales que desangró al país hasta el 2002. Sin control de cambio no hubiera sido posible el crecimiento económico sostenible desde 2003 hasta la fecha.

24. —¿Ha habido experiencias de reconversión en el continente?

—Sí. En países como Argentina, Brasil y Chile se aplicó una reconversión monetaria en la década de los 80.

25. —¿Y en Venezuela?

—Es la primera vez que se pone en práctica una medida de esta naturaleza.

Fuente: www.panodi.com